Breve historia de Doctor Who

Escrito por

Invitamos a Jorge Maseda (administrador de Papel Psíquico, página web esencial de información sobre Doctor Who en español) para introducir brevemente a nuestros lectores la historia y el universo de la serie más longeva de todos los tiempos. Si han tenido otros planes los últimos cincuenta años y quieren conocer al más famoso de los Time Lords, paradigma de la mejor ciencia-ficción televisiva, sujétense a la TARDIS porque comienza el viaje a través del espacio y el tiempo.

El origen de Doctor Who

Doctor Who

1.1 An Unearthly Show

Sinuosos acordes electrónicos, casi impotentes, brotan de una blanca y coleante bisectriz en la madriguera televisiva, a mitad de una atmósfera inglesa llena de cinturones desabrochados. El sábado 23 de noviembre de 1963, a las 17:15 horas, Doctor Who abrió sus puertas en forma de almacén abandonado, una chatarrería bajo el rótulo de I.M. Foreman, en el 76 de Totter´s Lane, Londres. La noche, nublada tras la piel de una cebolla, desvela una multitud de listones, maniquíes, somieres metálicos, taburetes, jarrones y hasta una veleta en forma de gallo. Es entonces cuando descubrimos a un abuelo descarado que atesora una cabina azul y a una chica de otro mundo que baila al ritmo de los John Smith and the Common Men.

Así comenzó un programa que 50 años después prosigue una marcha plagada de éxitos, sin embargo ¿cómo fueron sus comienzos entre bastidores?, ¿cómo fueron sus inicios entre los humeantes despachos de la BBC? Bien, remontémonos a los primeros compases de los años 60 y comencemos un viaje hacia otros tiempos.

1.2 El quirófano tambaleante del espacio-tiempo

En 1955, la cadena inglesa BBC comenzó su entrada en la ITV de la modernización televisiva a las órdenes de su Director General Sir Hugh Greene. Así pues, en 1963 entregó los galones de su división de Drama al canadiense Sidney Newman, un hombre aficionado a la ciencia ficción que no dudó en reunirse con Donald Baverstock, controlador de la cadena, para idear un fenómeno diferente a cualquier otro programa. Se asomó un hueco de media hora en la tarde de los sábados, entre la tribuna de deportes y el programa Juke Box de música Pop, por lo que una vez provistos de tiempo, ahora también disponían de espacio. La destilación formada por el escritor Anthony Coburn, un editor llamado David Whitaker y la productora Verity Lambert, cuajó en una nueva serie familiar que llegaría, valga la redundancia, a un futuro estrellato.

1.3 Una serie precursora

El diseñador de producción y sastre de la primera TARDIS, Peter Brachacki, instauró con Doctor Who la primera realización de un episodio piloto en la BBC. En una época donde los rodajes no se repetían jamás (debido al escaso presupuesto) los decorados de An Unearthly Child fueron destrozados. No obstante, horas después tuvieron que ser de nuevo construidos para la reanudación del montaje final. Los comienzos no fueron sencillos, pero las ideas de una mente como la de Sidney Newman, más grande por dentro, fueron cosecha de la idoneidad formada en el calendario de 1963.

Aceptación de la serie

The Three Doctors

Doctor Who no tardó en llamar la atención, y en la segunda mitad de los años 60, obtuvo elevados niveles de audiencia a pesar de algunas críticas. Su impulso en los 70 fue condimentado con la voz más articulada en la moralidad inglesa, una mujer llamada Mary Whitehouse, quien dio más fama al show tras una serie de críticas hacia el mismo. Tras los dos primeros Doctores de la serie, William Hartnell y Patrick Troughton, Doctor Who fue cambiando su fórmula de entretenimiento hasta la época del tercer Señor del Tiempo, Jon Pertwee, el cascarrabias del Aikido venusiano, donde se destaparon todas las fantasías robóticas, espaciales y combatientes de la serie. Hacia el año 1971-1972, los efectos especiales fueron traducidos en chispazos de una combinación carnavalesca llena de monstruos, robots, maniquíes vivientes y batallas de todos los colores. Doctor Who se moldeaba a los aspersores de la audiencia y a las salpicaduras de la opinión pública.

Asentamiento de un mito

Tom Baker - Cuarto Doctor

3.1  Una catapulta hacia las estrellas

Doctor Who se asentó en la tierra firme de la televisión en 1974, tras levantar el telón de su nuevo Señor del Tiempo, Tom Baker. El hombre de la bufanda kilométrica ocupó los las portadas de los tabloides británicos tras ser descubierto por el directivo de la BBC, Bill Slater, dando vida a un príncipe del mal en la obra de teatro “El fantástico viaje de Simbad”. No olvidemos que su etapa en Doctor Who fue la primera en llegar a España en 1989 de la mano de cadenas autonómicas como TVG, Tele Madrid o TV3, haciendo honor a la fama que Tom estaba cosechando en el mundo. El segundo nacimiento de Doctor Who pudo darse entonces con el episodio “Robot”, un serial de cuatro episodios que amenizó las frías tardes de sábado en enero de 1974. Doctor Who dio un golpe en la mesa del éxito consagrándose como una serie con pasado y con un prometedor futuro.

3.2 La audiencia como vórtice de tiempo

Hasta su despedida de los platós en 1981, Baker protagonizó numerosos éxitos tales como “Genesis of the Daleks”, “The Deadly Assassin” y “City of Death” entre muchos otros. Su apariencia bohemia llamaba tanto la atención que su fama descansó sobre un lecho de audiencia de 8 a 10 millones de telespectadores solo el primer año, elevándose hasta los 11 millones durante su episodio de despedida, el 21 de marzo de 1981. Hasta el día de hoy, Tom Baker continúa siendo considerado el mejor Doctor de todos los tiempos por los fans más adultos de la serie.

Conversión en serie de culto

Quinto Doctor

4.1 Crónica de una sucesión anunciada

Cuando el acné de la serie había dejado la pubertad televisiva, llegó el Doctor más joven de la época clásica. Tras siete años embutido en los zapatos de Doctor, Tom Baker cedió su trono a Peter Davison, cuyo rol fue descubierto tras protagonizar el show All Creatures Great and Small a finales de los 70.

Ataviado con uniforme de cricket eduardiano, pantalón a rayas y zapatos plimsoll, este Doctor se mantuvo en el cargo desde el año 1981 hasta 1984. Podría haber renovado, pero siguió el consejo del segundo Doctor, Patrick Troughton, de no encasillarse demasiado tiempo en el personaje. Una vez remontado el vuelo de Doctor Who en los albores de los 70, su conversión en una serie de culto no se presentó como un aterrizaje forzoso; los jóvenes que descubrieron el programa en 1963 con 10 años, ya contaban a estas alturas con más de 30, transmitiendo a otros jóvenes su pasión por las aventuras en el espacio-tiempo.

La serie trajo un sustituto para Peter Davison el 16 de marzo de 1984, con la llegada de Colin Baker en los últimos instantes de The Caves of Androzani. Los guiones habían alcanzado su clímax con los guiones de Robert Holmes, por lo que los fans auguraron más y mejores historias en las temporadas venideras. La temporada número 22 de la serie no comenzó bien para Colin Baker, y no precisamente por su colorida vestimenta.

4.2 Una siesta de 18 meses

Doctor Who anunció un paréntesis indeterminado en febrero de 1985, ya que el actual controlador de la BBC One, Michael Grade, argumentaba que el show se había convertido en una gestación de episodios demasiado violentos. Tras una franja de 18 meses, el programa regresó en otoño de 1986 y Colin Baker pudo continuar al frente de su Señor del Tiempo.

El actor londinense se mantuvo poco tiempo en el plantel, sus problemas con los productores lo llevaron a salir por la puerta de atrás. Desde el episodio número 137 Attack of the Cybermen hasta el último episodio del serial The Trial of a Time Lord, la serie obtuvo serios bostezos por parte de los escasos 5 millones de telespectadores que se agolpaban para ver Doctor Who.

4.3 El final de la era clásica

En 1987 la temporada 24 debutó con nuevo Señor del Tiempo, Sylvester McCoy, en apelación a la gran demanda de fans que precisaba la serie. A pesar de traer más comedia al argumento, no fue suficiente y tras los créditos de episodio Battlefield, el programa cayó en sus horas más bajas, con una cuota en pantalla de solo 3´65 millones de espectadores. Doctor Who continuó bordando la estrecha línea de los cuatro millones hasta su último serial Survival, emitido el 6 de diciembre de 1989.

El regreso de Doctor Who

The Day of the Doctor

5.1 McGann y Roberts S.A

La película para televisión de 1996 Doctor Who estuvo protagonizada por Paul McGann como nuevo y flamante aventurero espacial (aunque su única aventura fue en la Tierra) y Eric Roberts en el rol del malvado The Master. Debido a la mala comercialización de la cadena Fox, el film obtuvo un 9% de share y alrededor de seis millones de televidentes en Estados Unidos, números que no servían para propulsar de nuevo una serie que pretendía mejorar su tonalidad con inyecciones de quimera sabor a coca cola caliente. Sin embargo y para sorpresa de todos, el 27 de mayo a las 8:30 pm, el estreno de esta producción en Reino Unido congregó a más de 9 millones de deseosos fans.

5.2 La regeneración de Doctor Who

El tiempo no son dos pasos, y 16 años después del último episodio de Doctor Who, la serie regresa en 2005 de la mano de Russell T.Davies como productor ejecutivo y Christopher Eccleston en el papel de Señor del Tiempo. El primer episodio de la serie, titulado Rose y emitido el 26 de marzo, reunió a 10´81 millones de personas frente a la pantalla. Tras la consecuencia de la primera temporada (en realidad es la número 27), la serie se atavió con laureles y galardones de todo tipo, ganando el premio de 2006 a la mejor serie dramática y siendo condecorada durante cinco años consecutivos, (2005-2010) con los premios nacionales de TV inglesa.

5.3 Un renacimiento que suma y sigue

Una temporada se mantuvo Eccleston a galope de la serie, dejando el camerino del éxito a uno de los mejores Señores del Tiempo de todos los tiempos (valga la redundancia), el afamado Décimo Doctor, David Tennant. Desde su presentación en Parting of the Ways el 18 de junio de 2005, ninguno de sus episodios descendió de seis millones de espectadores, llegando a cifras de récord con los más de 13 millones que sintonizaron los especiales Voyage of the Damned y The Next Doctor entre otros. Tennant se mantuvo en torno a 50 episodios, clips y especiales durante su etapa en Doctor Who, entregando la batuta de Señor del Tiempo al jovencísimo actor Matt Smith el 1 de enero de 2010.

Las tradiciones continúan hasta la fecha del 50 Aniversario. Doctor Who mantiene su cardiómetro con buenas pulsaciones de audiencia y nueva regeneración del Doctor a la vista, que será interpretada por Peter Capaldi. Actualmente, más de 77 millones de espectadores de Reino Unido, EE.UU y Australia son fieles a la serie en todas sus retransmisiones. ¡Larga vida a los viajes en el tiempo!

Escrito por Jorge Maseda (Papel Psíquico)

Papel Psíquico

VOLVER al Especial: 50 Aniversario Doctor Who

Comentar

— required *

— required *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

CERRAR